Le robaron 3 millones, no hará la denuncia judicial y se va de Tucumán

“Me voy de Tucumán”. La terminante sentencia pertenece a Carlos Alberto Soro, un empresario dueño de una concesionaria, a quien el sábado le sustrajeron 3 millones de pesos, cuando delincuentes le rompieron el vidrio en Avenida Belgrano y Camino del Perú.

Pese a que hizo la denuncia en la Policía, aseguró que no seguirá adelante con los trámites judiciales. “No sirve. Es perder tiempo y necesito trabajar para recuperar el dinero. Me lo tomó como una tragedia de la que me tengo que recuperar”, agregó, pesimista.

“Es la provincia más insegura para vivir, y la inseguridad me llevó a esta decisión. Cuando a uno le pasan estos hechos empieza a ver todo lo malo que hay en Tucumán: inseguridad, calles rotas, mucha gente en los semáforos. Todo en contra de lo que uno aspira para vivir bien”.

Si bien el empresario se irá a donde se sienta más seguro, sus hijas, que ya son adultas, se quedarán acá. “A ellas hijas les robaron e incendiaron su verdulería de la avenida Aconquija. No terminamos de salir de ese golpe y ahora me pasa esto”, finalizó el empresario.

Comentarios